facebook twitter impresora

Humo en el tubo de escape: Causas y efectos

¿Sale humo del tubo de escape de tu vehículo? Debes saber que este humo, ya sea de vehículos diésel o gasolina, es provocado por la combustión de la mezcla aire-combustible.

Humo tubo de escape
Si vemos una salida de humo que sea de algún tipo de color visible quiere decir que algo no está funcionando correctamente y el motor tiene anomalías, por lo que debemos de hacer una revisión de todo el sistema.

La reparación de este tipo de anomalías varía, puesto que en la combustión tanto de un motor gasolina como de un diésel intervienen muchos sistemas. En el caso de motores gasolina las bujías, cables de bujías, distribuidor, pistones, culata, tubos de admisión son algunos de ellos, mientras que en un motor diésel, uno de los elementos importantes es la bomba de alta presión.

Es bueno saber que los gases de escape de un motor contienen un alto porcentaje de componentes no nocivos como el CO2, H2O, N2, O2 entre otros. Solamente entre el 1% y el 2% de los gases son perjudiciales.
Dentro de este minúsculo porcentaje podemos encontrar gases nocivos a los que es necesario prestar atención, ya que perjudican a la salud y al medio ambiente seriamente. Estos son el monóxido de carbono, el oxido de nitrógeno, hidrocarburos y anteriormente, el plomo.

Monóxido de carbono (CO)


El monóxido de carbono puede producir una salida de humo oscuro y negro debido a una combustión incompleta, por lo que generalmente, si estamos cerca, nos encontraremos con un color oscuro y un olor fuerte a combustible mal quemado, síndrome de que no está funcionando correctamente.

La causa de este humo puede deberse a los más variados motivos, pero la solución pasa por hacer un análisis de gases y dependiendo de las medidas proceder a la reparación. Ésta suele ser algo costosa dependiendo del motor y de la pieza pero en bastantes ocasiones viene solucionado con una buena puesta a punto.

Óxidos de nitrógeno (NOx)


Los óxidos de nitrógeno se producen con temperaturas altas en la combustión. Es la denominación que se da a la combinación de óxido de nitrógeno NO y dióxido de nitrógeno NO2.

El primero es incoloro, inodoro e insípido y en presencia del oxígeno del aire reacciona rápidamente dando NO2 de color marrón rojizo y olor picante, que provoca gran irritación de los órganos respiratorios. En concentraciones altas, el NO2 destruye el tejido pulmonar.

Junto con los óxidos de azufre provocan la lluvia ácida. Se producen en exceso sobre todo con temperaturas de combustión muy altas, lo que obliga a instalar sistemas de recirculación de gases de escape con válvulas EGR para corregir dicho desfase.

Hidrocarburos (HC)


Los hidrocarburos son combustibles sin quemar, ya sea por mezcla pobre (baja velocidad de inflamación) o por mezcla rica (insuficiente oxígeno).

En presencia del óxido de nitrógeno (NO) y la luz solar, los hidrocarburos forman oxidantes que provocan irritación de las mucosas. Son los causantes de una parte de la llamada niebla fotoquímica, además de ser algunos de ellos claramente cancerígenos. Suele tener en su defecto un color blanquecino a rachas e incluso azulado, síndrome de que la EGR funciona incorrectamente.

La solución es el cambio de la válvula EGR si funciona incorrectamente y es bastante costosa pero que a la larga hay que cambiarla, también se podría sustituir por una de segunda mano en buen estado.

El valor normal debe ser inferior a 100 PPM (partículas por millón)

Plomo (Pb)


Actualmente, el plomo no es problema ya que la gasolina está exenta de plomo. Antes, el carburante contenía plomo como antidetonante y para amortiguar el cierre de las válvulas. Como cualquier metal pesado, la naturaleza no lo asimila. Hoy por hoy, las gasolinas no contienen plomo, por tanto ya no es un problema.

Dentro de los gases no nocivos podemos encontrar el dióxido de carbono y el oxigeno.

Dióxido de carbono (CO2)


Cuanto mejor sea la combustión, más alto será el dióxido de carbono (CO2)
Es el resultado natural de la combustión de la mezcla junto con vapor de agua y nitrógeno. Cuanto mejor sea el proceso de combustión más alto será el porcentaje de CO2. Los valores normales oscilan entre el 13% y el 15%.
En caso de un valor inferior al 12%, existe algún defecto en la combustión. Lo contienen las bebidas con gas y lo expulsamos al expirar. Si se produce un exceso, las plantas no pueden reciclarlo y es el responsable del efecto invernadero.
Valor normal:
CO2 = 13 - 15 %

Oxigeno (O2)


El oxigeno (O2) es un ingrediente necesario para cualquier combustión. El contenido de O2 en los gases de escape indica si la combustión utiliza todo el oxígeno disponible. También indica si hay fugas o entradas de aire en el sistema de escape. Una mezcla pobre produce una lectura de O2 alta y una mezcla rica una lectura de O2 baja. Normalmente, tiene color azul pero muy tenue y a penas se aprecia.

El valor normal ha de ser menor del 1 %
Ejemplos:
Un % alto de O2 = mezcla pobre
Un % bajo de O2 = mezcla rica

Sea cuál sea la causa de salida de humo desde el tubo de escape de un vehículo, es necesario acercarse al taller de confiaza, ya que, tal como hemos mencionado anteriormente, este humo puede contener elementos nocivos para la salud y el medio ambiente.

Volver a la sección de mecánica

 
 


¡Déjanos tu comentario!


¿Tu coche no tiene arreglo? Infórmate de los servicios de la Central de Desguaces.